La infiltración de Podemos en la Guardia Civil


 

El 14 de noviembre se celebrará en Madrid la llamada “marea de tricornios”, una manifestación convocada por la Asociación Unificada de la Guardia Civil.

El motivo de la concentración es la “defensa de los derechos laborales” y la exigencia de tener el mismo tratamiento que la Policía Nacional en sueldo y jornadas de trabajo.

imageLa Dirección General de la Guardia Civil y el resto de asociaciones ven en la manifestación otros objetivos. Además, consideran que la empezó a gestarse hace algunos meses y por razones muy diferentes a las que ahora se han hecho públicas.

Según le cuentan, en la cúpula del Cuerpo y en el resto de asociaciones se da por hecho que la “marea de tricornios” es la respuesta a la apertura de expedientes a delegados de la AUGC que se ausentaron del Consejo de la Guardia Civil celebrado el pasado 25 de junio: “Ellos están en comisión de servicio precisamente para acudir a esas reuniones y, si no van, se les sanciona”.

El resto de asociaciones con representación en el Consejo se ofrecieron a mediar con el director general, Arsenio Fernández de Mesa, pero recibieron una respuesta negativa desde AUGC. Ahora, pasados dos meses de ese suceso, es la AUGC la que se pone en contacto con ellas para que acudan a la manifestación de noviembre.

Sin embargo, ninguna otra asociación se va a sumar a la “marea de tricornios”. Consideran que “no tiene sentido protestar en noviembre contra nuestras jornadas y turnos de trabajo cuando en octubre nos reunimos con el director para tratar ese asunto”. “No queremos entrar en un juego que tiene fines políticos”, añaden.

En ese sentido, tanto las asociaciones como la dirección general apuntan a Podemos como el partido que está detrás de la manifestación: “Va a ser su primer acto de campaña, y en él estarán representantes del equipo de Pablo Iglesias”.

Con esa afirmación se refieren a José Antonio Delgado, portavoz de AUGC y que es miembro de la lista que presentó Iglesias a las primarias del partido para formar candidatura para las generales: “Ya está haciendo política. La dirección quiere expedientarle por ello y su reacción, y la de la asociación, ha sido montar la marea de tricornios”.

En resumen, nuevos modos para viejos estilos que hacen recordar la Instrucción 49 del Secretario general de la UGT, Francisco Largo Caballero, el 3 febrero 1934: “Las casas cuarteles de la Guardia Civil deben incendiarse si previamente no se entregan. Son depósitos que conviene suprimir.

ENLACE relacionado: Las 73 Instrucciones del PSOE, y de la UGT, para articular el golpe de Estado de 1934 contra la Segunda República

Cosa que puede hacer plausible la posibilidad de que la infiltración de Podemos en la Guardia Civil sea cierta habida cuenta del arranque del caudillo de Podemos, Pablo Iglesias, el pasado 14 de marzo 2015 durante el acto de campaña electoral de su formación en Málaga, cuando se arrancó con aquello de: “Viva las Fuerzas Armadas, Viva la Guardia Civil, Viva los agentes de Policía”.

Las 73 Instrucciones del PSOE, y de la UGT, para articular el golpe de Estado de 1934 contra la Segunda República

Fuerza Pública al servicio del Estado

26. Precisa conocer la fuerza pública que exista en cada localidad. Militares, Guardia Civil, asalto. Seguridad, etc. Armamento de que disponen. Condiciones defensivas de sus cuarteles, medios de apoderarse de ellas, inutilizarlas o, por lo menos, inmovilizarlas.

27. Con el mayor cuidado debe conocerse la manera de pensar de jefes, oficiales y clases, procurando establecer relaciones con algunos que merezcan plena confianza y recomendarles que, independientemente de nosotros, formen ellos su junta.

28. Nuestros jóvenes no deben perder el contacto, discretamente, con los amigos que se hallen en filas.

29. En cada provincia debe conocerse con la mayor exactitud el número de jefes, oficiales y clases de la guarnición, con sus nombres, domicilios y significación para actuar en cada caso como las conveniencias aconsejen.

30. También deben conocerse los depósitos de armas y polvorines y los medios de apoderarse de ellos o, en otro caso, inutilizarlos.

31. Los elementos auxiliares de confianza que haya dentro de los cuarteles deben facilitar, con exquisita discreción, toda la información que les sea posible respecto a órdenes, preparativos, estado y disposición de la fuerza, medios por los cuales puede hacerse la incautación de las armas o su inutilización en caso contrario; modo de impedir la salida de las fuerzas de los cuarteles y cuanto sirva a contrarrestar estos elementos.

32. Cuando haya inteligencia entre las fuerzas militares y la junta local, se formalizará el plan de acción combinada de ambas fuerzas, para lo cual deberán celebrar reuniones que no sean numerosas. Bastará con que se reúna un individuo de cada parte.

33. Triunfante el movimiento, las fuerzas militares adictas tendrán una representación oficial en la junta local.

 

 

Anuncios

Un comentario en “La infiltración de Podemos en la Guardia Civil

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s