La impunidad del mal tiene su horario


Parece que existe un país más atontado que el nuestro, y es que no paramos de asistir a imbecilidades, a cada cual más grande. Ahora nos desayunamos con la noticia de que  Bélgica pudo detener a Abdeslam, pero no actuó porque era de noche. La Policía tuvo localizado durante unas horas al terrorista de la matanza del 13 de noviembre en París, pero no pudo intervenir porque la ley belga prohíbe practicar detenciones desde las nueve de la noche hasta las cinco de la madrugada “para no molestar a los vecinos”, principio que a buen seguro los terroristas no respetarán cuando se les antoje reventar una bomba… aunque sea de noche.

Desde luego el símbolo nacional belga le cuadra que ni pintado, el pequeño meón parece una premonición de la actuación política en ese país. Y me temo que los amigos del mal tomarán buena nota de ello. Lo que consideramos que es nuestra fortaleza -la democracia- hace tiempo que se convirtió en nuestra debilidad.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s